LAS PENAS SABEN NADAR

Texto y fotos por: Eugenia Galeano Inclán

las penas

A primera vista, pudiera parecer extraño el título de LAS PENAS SABEN NADAR, pero si se lee en el programa de mano la frase que la antecede: “El alcohol no ahoga las penas …”, queda claro que beber de más para tratar de evadir los pesares es inútil. Abelardo Estorino (1925-2013), uno de los más reconocidos dramaturgos cubanos, ganador de dos de los Premios Nacionales más importantes en Cuba -el de Literatura en 1992 y el de Teatro en 2002, se inspiró en la actriz Adria Santana, a quien consideraba su musa, para escribir LAS PENAS SABEN NADAR.

 

Milleth del Carmen Gómez Sánchez –Milleth Gómez– es una joven actriz originaria de Morelia, Michoacán, con amplia trayectoria. Se graduó como Licenciada en Actuación en La Casa del Teatro. Ha participado en numerosos montajes, bajo la dirección de algunos de los más prestigiados directores de nuestro país. Gracias a su talento, ha sido becaria del FONCA en el área de Creadores Escénicos en dos ocasiones, estuvo becada por la Universidad de Córdova España, en el Programa Intercampus América Latina- España, y también fue becaria del Consejo Estatal para la Cultura y las Artes de Querétaro dentro del Programa de Estímulos para el Desarrollo Artístico Individual de Ejecutantes.

 

Así mismo, ha ejercido la docencia en La Casa del Teatro y en el Centro de Educación Artística de Televisa.  En su faceta de actriz siempre se ha mostrado muy profesional al crear acertadamente sus personajes y ha dejado constancia de su versatilidad al asumir cualquier caracterización y lograrla en forma convincente.

 

Tras leer el texto de LAS PENAS SABEN NADAR, Milleth se entusiasmó tanto que determinó llevarlo a escena, imponiéndose un gran reto personal que gracias a su esfuerzo y dedicación logró superar.  El camino no fue fácil. Como todos sabemos, hacer teatro implica sortear una serie de dificultades.  Se requiere armar el proyecto, convocar a un equipo de creadores para la atención de cada una de las áreas correspondientes, conseguir recursos económicos para producción, costos del teatro, publicidad, difusión, promoción y nómina.

 

Para la dirección escénica, Milleth convocó a Óscar Rojas, egresado de la carrera de Literatura Dramática y Teatro de la UNAM, quien se has desempeñado como actor, director y docente. El resto del equipo creativo está conformado por: Erick Moreno en música original, Evelyn Cortés en diseño gráfico y de imagen, Daniel Hernández en diseño de Iluminación y video, y Francisco D. Ramírez en asistencia de dirección. En cuanto a la producción, la propia Milleth incursiona como productora de LAS PENAS SABEN NADAR.

 

La obra fue estrenada en el Centro Cultural de las Artes Escénicas María Rojo en octubre de 2015. Ante la buena acogida por parte del público que tuvo oportunidad de verla, Milleth y su equipo se sintieron listos para una temporada formal, así que recurrieron a solicitar el apoyo de FONDEADORA, donde el proyecto resultó exitoso, gracias a la gente que creyó en éste y puso su confianza en Milleth realizando alguna aportación a fin de que se alcanzara la meta fijada. Con este fondeo, LAS PENAS SABEN NADAR se presentó hace unos meses en el Foro del Centro Cultural Carretera 45 Teatro, donde su temporada fue muy exitosa. Ahora está por re-estrenarse en otro espacio.

 

LAS PENAS SABEN NADAR versa sobre el relato de una actriz que se presenta en un festival de monólogos, en el que curiosamente ni siquiera se había inscrito.  De cualquier modo, a ella lo que le interesa es impresionar al público con “La Voz Humana” de Jean Cocteau.  Para darse valor, toma unos tragos de alcohol, pero esto es sólo el comienzo, ya que conforme avanza su soñada representación se va embriagando y, por momentos, olvida su objetivo.  Termina por abrir su corazón en el escenario, revelando que acaba de terminar con su novio, lo cual la entristece y decepciona.  Entrada en confidencias, pasa a compartir otros de sus desasosiegos, como lo difícil que le ha sido abrirse camino en la actuación, lo estresante que resultan las audiciones, lo tedioso que es esperar una llamada que nunca llega, las dificultades económicas que enfrenta cuando no consigue trabajo, lo inexplicable que le parece no ser aún la protagonista de alguna obra, a pesar de todo lo que tuvo que estudiar y lo mucho que se ha esmerado.  Se siente víctima de las circunstancias y le teme a la soledad.

las penas2

El montaje es sencillo y su base es la buena estructura del texto y la capacidad histriónica de Milleth Gómez.  La escenografía es sustituida por ciertos elementos que estratégicamente apoyan la narrativa.  La labor de dirección por parte de Óscar Rojas es impecable.  Impone un fluido desplazamiento a su actriz y mantiene un ritmo bien equilibrado.

 

Como de costumbre, Milleth ofrece un trabajo actoral pleno de emotividad, acudiendo a sus expresiones, modulaciones de voz y una gran corporalidad, para representar fielmente los contrastantes sentimientos de esta frustrada mujer coincidente con Milleth en cuanto a la vocación, pero opuesta en idiosincrasia.

 

En LAS PENAS SABEN NADAR el espectador conoce los sentimientos más íntimos y los avatares  de una mujer que ansía llegar al estrellato, a través de un texto tan interesante como divertido.  También verá un proyecto creado por Milleth Gómez, mismo que gracias al empeño y talento de ella y de su comprometido equipo de creativos logró ser llevado a escena.  El buen teatro siempre es apreciado.  Altamente recomendable.  Además, ahora se presenta en un espacio cultural que tiene un restaurante de cocina internacional de estilo vanguardista.  Así que haga sus planes.  Puede llegar temprano y consumir alimentos o tomar un café antes de entrar al teatro.

 

LAS PENAS SABEN NADAR

se presenta los sábados a las 19:00 horas

}y tendrá dos presentaciones especiales los domingos 2 y 9 de octubre de 2016, a las 18:00 horas en

LA TEATRERÍA,

ubicada en Tabasco número 152, colonia Roma Norte, Ciudad de México.

La temporada inicia el 20 de agosto y concluye el 9 de octubre de 2016