NOCTURNO, HOMENAJE ESCÉNICO A OCTAVIO PAZ

Texto y fotos por Eugenia Galeano Inclán

P1170822Octavio Irineo Paz Lozano, mejor conocido como Octavio Paz (1914-1998) es considerado uno de los más influyentes escritores del siglo XX y uno de los más importantes poetas hispanos de todos los tiempos. Además de ser autor de poemas, ensayos, también se dedicó a la diplomacia mexicana. Entre múltiples preseas y reconocimientos, Octavio Paz obtuvo el Premio Nobel de Literatura en 1990. El Colegio Nacional quiso rendir honor a uno de sus miembros más distinguidos y consideró oportuna la ocasión al coincidir la conmemoración de tres eventos: los 150 años de la Escuela Nacional Preparatoria, los 50 años del ingreso de Octavio Paz al Colegio Nacional y los 25 años del Mandato del Antiguo Colegio de San Ildefonso.

El insigne autor estuvo ligado en vida a las instituciones mencionadas. En 1930 entró a estudiar a la Escuela Nacional Preparatoria ubicada en el edificio que hoy conocemos como Antiguo Colegio de San Ildefonso y en 1976 ingresó al Colegio Nacional. Para homenajear a Octavio Paz se tomó como punto de partida su poema Nocturno de San Ildefonso que, si bien no es tan conocido como otros, es quizá uno de los más significativos para Octavio Paz, pues lo escribió ya de adulto rememorando su época de adolescencia. En uno de sus fragmentos dice: “el muchacho que camina por este poema entre San Ildefonso y el Zócalo, es el hombre que lo escribe: esta página también es una caminata nocturna.  Aquí encarnan los espectros amigos, las ideas se disipan”. 

Así mismo, el Colegio Nacional determinó que la conmemoración sería a través del arte escénico y, para tal efecto, contactaron a Agustín Meza, fundador y director de la Compañía de Teatro El Ghetto.

La Compañía de Teatro El Ghetto es un colectivo escénico mexicano, cuyo objetivo es crear, producir y fomentar propuestas de intención artística y estética. Tiene una trayectoria de 22 años, durante la cual ha participado exitosamente en numerosos festivales nacionales e internacionales. Algunas de sus obras más exitosas son: El pasatiempo de los derrotados, Cartas de un Idiota de Agustín Meza, Fe de erratas de Agustín Meza, Esperando a Godot de Samuel Beckett, Woyzeck de Georg Büchner, El abuelo dice que el tiempo es un niño que juega a las canicas, de Agustín Meza;  Anatomía de la gastritis de Itzel Lara, Gritos y susurros de Ingmar Bergman, La habitación y el tiempo de Botho Strauss, y La arquitectura del silencio. Su producción más reciente es Aproximación al interior de una ballena de la autoría de Ángel Hernández, bajo la dirección de Agustín Meza, misma que está siendo representada en el estado de Oaxaca.

Agustín Meza es un hombre de gran talento y mucha sensibilidad, en cuyas venas corre el teatro. La inspiración la tiene a flor de piel. Es un creativo que no se ciñe a cánones establecidos ni cae en lugares comunes. Es un apasionado de los retos y tiene la convicción de que el teatro es un arte vivo cuya ductilidad es ilimitada.  El teatro que concibe Agustín Meza no se limita a un texto escrito.P1170825

Para integrar sus elencos no le interesan las características físicas sino la capacidad creativa y el poder de transmisión de emociones que tengan los interesados, que amen al teatro tanto como él lo ama, que se comprometan con el proyecto y sus habilidades personales, a fin de que todos y cada uno trabajen en colectivo para beneficio de la propuesta. Se ha llegado a dar el caso en que Agustín Meza elija a alguien que nunca antes ha pisado un escenario. Para él lo importante es llegar juntos a buen puerto.

Su visión del teatro es muy particular. No se considera autor de textos escritos, toda vez que una de sus convicciones más arraigadas es que el teatro es un arte vivo y, como tal, hay que dejarlo fluir y evolucionar. Con este propósito, Agustín Meza acostumbra incluir variantes en cada representación, con lo cual ninguna función es igual a otra. Esto no quiere decir que deje todo al azar sino al contrario, cada cambio está previsto y, por ende, revisado y ensayado. Antes de realizar su trazo escénico, él visualiza cómo lo quiere ver en escena y marca una pauta. Luego, trabaja con su equipo. Tras plantearles el proyecto, escucha atentamente ideas y sugerencias. De todo aquello que se aporta algo será incorporado en su dramaturgia, una vez que él lo adapte y coloque en el momento preciso.

Otra de sus características es no preocuparse por la taquilla ni por reconocimientos, lo que él busca en forma franca y sincera es llegar al corazón del espectador, mover su sentir, aunque sea levemente. Hace pocos años creó el teatro de la tersura, un nuevo concepto, a través del cual ha logrado conmover a cuantos han presenciado sus más recientes montajes. La razón primordial de esto es la importancia que da Agustín Meza al espectador En el teatro de la tersura no existe la cuarta pared, se dará la bienvenida al público y, al no haber distancia entre éste e intérpretes, el espectador puede llegar a sentirse parte del montaje cual si estuviera en un convivio, en lugar de estar en un foro.

Entre las producciones de la Compañía de Teatro El Ghetto, donde Agutín Meza ha desplegado más su teatro de la tersura se encuentra La arquitectura del silencio, la cual comentamos en su momento.  Una puesta en escena que ha cubierto temporadas nacionales e internacionales -en nuestro país: Tampico, Tamaulipas, Querétaro, Qro., San Luis Potosí, S.L.P., y Ciudad de México. En el extranjero: Uruguay, Argentina y Cuba. Una obra donde cualquier espectador se emociona en mayor o menor grado.  Ahora, Agustín Meza retoma el teatro de la tersura para Nocturno. Homenaje escénico a Octavio Paz.

La gente necesita de este tipo de teatro. Todos aquellos que han visto alguna obra de la Compañía de Teatro El Ghetto están deseosos de ver sus nuevas propuestas.  Prueba contundente de esto es que en tan solo cuatro días se agotaron los boletos para Nocturno. Homenaje escénico a Octavio Paz.

Agustín Meza captó la esencia con la P1170839que Octavio Paz revistió su poema Nocturno de San Ildefonso y, así como el connotado autor alude a un recorrido, Agustín Meza lo convierte en escénico, es decir, invita al espectador a hacer una caminata por donde anduvo Octavio Paz, mientras presencia Nocturno. Homenaje escénico a Octavio Paz.

No podemos decirte de qué se trata la obra porque, como comentamos antes, cada función es distinta, pero te anticipo que se trata de una caminata por el Centro Histórico. Te sorprenderán unas camas en plena calle, escucharás música ejecutada en vivo con diversos instrumentos, así como la tersa voz de una joven muy atractiva cantando melodías populares, mientras las actrices y actores te hablan en forma directa. Así mismo, verás gente, edificios, comercios y todo lo que se les atraviese, para luego subir escaleras y observar el cielo en su visión nocturna con nubes y luna.  Se trata de un recorrido a través de las calles y de la poesía de Octavio Paz.

Es posible que veas lámparas porque “Los faroles inventan, en la soledumbre, charcos irreales de luz amarillenta”,  o de pronto cierres los ojos: “Hablo con los ojos cerrados”,  o quieras hacer una pausa para “ver la quietud en el movimiento, el tránsito en la quietud”, reacciones ante el frío:“Nos arrastra el viento del pensamiento, el viento verbal, el viento que juega con espejos”, igual hasta llegas a sentir la brisa marina “El cuarto se ha enarenado de luna”, todo lo cual será en plena noche a la intemperie.

Agustín Meza es el responsable de la idea, concepto y dirección escénica de Nocturno. Homenaje escénico a Octavio Paz, inspirado en Nocturno de San Ildefonso de la autoría de Octavio Paz, quien indudablemente se sentiría orgulloso si pudiera ver el extraordinario trabajo de la Compañía de Teatro El Ghetto, comandada por Agustín Meza.

Los arquitectos escénicos son: Genny Galeano, H. Alejandro Obregón, Sayuri Navarro,  Ricardo Leal y Lola Barajas, quienes ofrecen un magnífico desempeño histriónico, corporal, vocal e instrumental, provocando una amplia gama de emociones.

Complementan el equipo creativo: Crissanto Frías en diseño de logo, Jorge Mena en fotografía, Fernando Martín Velazco y Vivian Cárdenas en producción ejecutiva,  Fernando Martín Velazco en texto del programa de mano, y Uriel Neri en diseño del programa de mano.

P1170842La producción es de El Colegio Nacional, Compañía de Teatro El Ghetto, Antiguo Colegio de San Ildefonso y Autoridad del Centro Histórico. Colaboración de Monos Teatro.

Quienes vieron Nocturno. Homenaje escénico a Octavio Paz se embarcaron en una aventura teatral distinta, donde los ejecutantes fueron sus cómplices. Ellos le guiaron a través del camino. Mientras más echaron a volar su imaginación, más disfrutaron del recorrido. A aquellos que lograron desplegar sus alas por completo, les fue fácil volar y trasladarse a otras épocas y lugares. De esto dependió cuán alto llegaron. Puedo asegurar que el teatro de la tersura es una auténtica caricia al corazón. Adicionalmente, vieron un globo de gigantescas dimensiones que acompañaba a la Compañía de Teatro El Ghetto en sus producciones, y se llevaron a casa el texto completo de Nocturno de San Ildefonso”.

Además de la presentación de Nocturno. Homenaje escénico a Octavio Paz, la Compañía de Teatro El Ghetto ofreció un Conversatorio denominado El cuarto se ha enarenado de luna: Vida y obra de Octavio Paz, donde Agustín Meza habló de su proceso creativo y algunos de los integrantes del montaje compartieron sus experiencias sobre el trabajo con Agustín Meza. Así mismo, dieron un taller intitulado C’est la mort –ou la morte, el cual fue concebido como un espacio de encuentro, diálogo y entrenamiento para el artista escénico contemporáneo que se define como un buscador, donde se impartieron técnicas de teatro no convencional y se fomentó la investigación y experimentación escénica.

Nocturno. Homenaje escénico a Octavio Paz se presentó del 2 de noviembre al 2 de diciembre de 2017 en El colegio nacional, ubicado en Donceles número 104, Centro Histórico, Ciudad de México.