CLUB DE LOS DIAGNOSTICADOS (CONCIENTIZAR SOBRE LAS ENFERMEDADES MENTALES)

Por: Alejandro Laborie Elías, crítico de teatro

Imagen tomada de la página de Facebook de la producción

 

CLUB DE LOS DIAGNOSTICADOS

 

Expresa, el actor Andrés de León, al concluir CLUB DE LOS DIAGNOSTICADOS, que el propósito de la obra es “concientizar sobre las enfermedades mentales”, mismas que son más frecuentes de lo que se piensa y poco o mal atendidas en nuestro país.

 

Si esa es la finalidad de Nora Coss _autora- en principio se logra, pero el teatro es más que eso, inclusive hay quienes sostiene no es una de sus prioridades. El texto tiene aspectos interesantes, tales como proporcionar una visión general de cómo se comportan, su forma de concebir su estado y entorno, no considerarse locos sino diagnosticados y su relación con los “batos de blanco” -los psiquiatras- y quienes los “cuidan” o vigilan.

 

Seres humanos con una forma diferente de pensar, con algunos destellos de razonamiento convencional, ante todo su imaginación vuela, capaces de gozar con las cosas o situaciones más sencillas, de manifestar sentimientos. El Salón de Juegos (alias el Salón de Trabajo) los distrae, su creatividad no tiene límites, pueden concebir y jugar partidas de domino donde hay fichas no físicas, esto es imaginarias. Una pasante de psiquiatría “invade su universo”. Con reticencias al principio, poco a poco se integra a tal grado que se vuelve parte del club, conformado originalmente por Raúl, Jocelyn-Maclovio y Marco, tres personalidades, sin embargo, conforman un grupo. Se trastoca lo visceral, el lado sensible y emotivo. Desde el punto de vista dramatúrgico. el texto es extraordinariamente plano, narrativo, largos monólogos, da la sensación más de un intento de tratado que de una obra teatral, claro hay muchas, si se permite la expresión de incongruencias lógicas. Ante esto, las problemáticas para escenificar son muchas y en esta ocasión insuperables.

 

Viviana Armas- directora- enfrenta una primera limitación: las carencias y reducido escenario del Espacio Urgente 1, del Foro Shakespeare. La escenografía, tres bases triangulares y dos cubos, más un reto a la imaginación del espectador, en su mente se “visualizan” ciertos lugares. El vestuario: pants  y sudaderas (para los diagnosticados) y unas maltrechas batas para las psiquiatras. La puesta se caracteriza por su casi nulo movimiento escénico, ritmo monótono, abuso de los apagones, en concreto, montaje más platicado que actuado.

 

Ante lo dicho, es mucho lo que hacen los actores, casi estáticos, sus expresiones faciales y corporales, sin olvidar el poco desplazamiento, dicen más que los monólogos y diálogos, su esfuerzo es lo rescatable. Ellos son: Andrés de León, Gabriel Dean, Joana Camacho, Hernán Valencia y Fernando Delgado. Destacan Andrés y quien interpreta a Marco, para el olvido quien caracteriza a Jocelyn-Maclovio.

 

CLUB DE LOS DIAGNOSTICADOS se representa en el espacio Urgente 1, del Foro Shakespeare (Ciudad de México), los viernes a las 20:45 horas.

 

Julio 2018