CONSÍGUEME UNA VIDA

Texto y fotos por Eugenia Galeano Inclán

IMG_0016Suele decirse que las mujeres somos complicadas, pero, en lo personal, yo diría que la vida es un poco más complicada para nosotras. Existen muchas diferencias entre hombre y mujer, la más relevante, tal vez sea, que las mujeres son las únicas que pueden generar vida. Para los hombres convertirse en padres proviene de un momento de placer, en tanto que para las mujeres consiste en nueve meses de gestación y toda una vida de cuidados y amor. Hubo épocas en que la maternidad era algo casi obligatorio para las mujeres, quienes eran educadas sólo para dedicarse al hogar, ni siquiera se les permitía estudiar para ser profesionistas. Una vez que se casaban, todos comenzaban a preguntar en qué momento vendría el primer bebé. Afortunadamente, hoy en día, la mujer ya está en posición de tomar sus propias decisiones en cuanto a estudio, trabajo, parejas y maternidad. De cualquier forma, continúan existiendo ciertas complicaciones exclusivas para el llamado sexo débil, por ejemplo: menos oportunidades para la obtención de un puesto de trabajo, menores salarios en comparación con los ofrecidos al sexo opuesto, ser la principal encargada de la organización del hogar, lo cual duplica sus actividades, ya que luego de sus compromisos laborales habrá de realizar labores hogareñas. Casi todas las mujeres han demostrado ser aptas para lidiar con ello, sin embargo, una cosa es la capacidad para realizar varias tareas y otra el estrés que se acumula para tener todo a punto. Cuando la carga que llevamos a cuestas nos agobia, puede ser que estemos deseosas de “tirar la toalla“. Mientras esto sea sólo momentáneo, no hay de qué preocuparse, pero si sucede constantemente, habrá que buscar ayuda.

La casa productora Drama Cero fue fundada en 2017 por Ana Francis Mor, Shoshana Turkia, Adela Jalife y Antonio Arámburu. El nombre de Drama Cero conlleva su propósito, que es, según ellos afirman: “el de producir teatro sin drama y con buen ondeo”. Consígueme una vida es la obra con la que Drama Cero inicia actividades escénicas.

IMG_0019Para Consígueme una vida la autora, Adela Jalife, construye una ficción sobre el universo femenino con sólidos cimientos de realidad y la estructura en forma tal que aun cuando los personajes son diversos, algunos son alter egos de la protagonista. El tema central es la crisis que atraviesa una bella y exitosa psicoanalista, que ha llegado al hartazgo de su cotidianeidad y las presiones. Su único deseo es huir, aunque sea por la puerta falsa. En consistencia con la premisa de Drama Cero, Adela hábilmente trastoca la tragedia en comedia y aborda temas variados que atañen a la mujer y que son de interés general. El relato mantiene el interés del público de principio a fin.

La acción inicia cuando Eva Liliana ha tomado la decisión de suicidarse. Algo que parece inexplicable, pues pareciera que tiene todo para ser feliz, es muy guapa, en su profesión le va muy bien, su hogar y consultorio es un lujoso pent-house, pero se siente infeliz, tal vez esté hastiada, decepcionada o deprimida. El caso es que se quitará la vida.  Por fortuna, una llamada interrumpe el fatal acontecimiento. Una de sus pacientes le pide ayuda, da algunos consejos y vuelve a su cometido. Mientras persiste en su intento, llega Diego Armando, un visitante celestial que asegura ser todopoderoso, Eva Liliana lo pone a prueba pidiéndole: Consígueme una vida, ante lo cual Diego Armando le brindará la oportunidad de conocer el sentir íntimo de otras mujeres, a fin de que ella pueda ponerse en los zapatos de cada una para determinar cuál es la vida que le gustaría tener. ¿Qué vida elegirá Eva Liliana? Será la de la mujer para quien el matrimonio y la maternidad son lo más importante, preferirá ser una sensual y fogosa amante o bien lo que anhela es ser una mujer empoderada sumida en negocios y dinero.

Ana Francis Mor acude a su talento, experiencia y sensibilidad para crear el montaje y, además, en forma acertada le añade música, dotándolo de mayor vivacidad. El resultado es formidable. La labor de dirección por parte de Ana Francis es extraordinaria. Su trazo escénico es dinámico. Distribuye acción, pausas, baile, canto y música con equilibrio. Aprovecha a fondo el espacio y lo dimensiona. Diseña un concepto integral y lo lleva a buen puerto.

IMG_0033Eva Liliana es interpretada por Gabriela de la Garza, revistiéndola de una amplia gama de matices, además de sorprender con su entonada voz, ya que es la primera vez que Gabriela canta en un escenario. Diego Armando/Dios es encarnado por Pedro Kóminik, con su innata vis cómica y su privilegiada voz. La esposa/madre es la carismática Laura de Ita, maravillosa en su rol. La amante es Muriel Ricard, con toda su sensualidad y gracia, así como su melódica voz. La mujer de negocios es Daniela Schmidt, luciendo muy alfa, fría y despiadada. La labor histriónica, corporal y vocal de todos los integrantes del elenco es simplemente formidable y, por si fuera poco, la belleza de todos es un lujo.

El diseño sonoro es de Tareke Ortiz, la escenografía y la iluminación son de Érika Gómez,  la coreografía es de Talía Loaria y el vestuario es creación de Rafael Villegas y Raymundo Sánchez. En sus respectivas áreas cada uno de los creativos logra un trabajo formidable en beneficio del montaje. La producción es de Drama Cero, la producción general de Shoshana Turkia.

Sabemos bien que el “felices para siempre” no existe. Para ser feliz hay que trazar metas y lograrlas, rodearse de gente positiva, atesorar momentos gratos y recordarlos en momentos oportunos y alejarse de todo aquello que dañe o disguste. En Consígueme una vida no cambiarán tu vida, pero sí tu perspectiva. En forma lúdica y muy divertida harán que veas tu propio entorno en forma mucho más placentera. Embárcate en esta gran aventura musical donde todos y cada uno de los que integran el equipo han aportado talento, capacidad y habilidades. Una bocanada de aire fresco para oxigenar tu problemática habitual.

IMG_0043 (2)¡No te la pierdas! Te sugiero que compres tus boletos con anticipación porque el éxito ha sido tan espectacular que en todas las funciones tienen lleno total. De hecho, se vieron precisados a extender la temporada inicialmente programada.

Consígueme una vida se presenta viernes a las 20:30; sábados a las 17:30 y a las 20:00, y domingos a las 18:00 horas en el Foro principal del Teatro Shakespeare, ubicado en Zamora número 7, colonia Condesa -cerca de la estación Chapultepec del Metro-, Ciudad de México. La duración aproximada es de 120 minutos. El costo de la localidad es de $380.00 pesos. Descuentos acostumbrados a personas con credencial vigente. La temporada concluye el domingo 23 de septiembre de 2018.