EL PERRO DEL HORTELANO

Texto y fotos por Eugenia Galeano Inclán

En muchas ocasiones hemos escuchado «es como el perro del hortelano«. Esta frase proviene del dicho popular «ser como el perro del hortelano, que ni come ni deja comer» y suele aplicarse a todo aquel que no hace algo, pero que tampoco deja que alguien lo haga. No alcanzamos a darnos cuenta de la medida en que se propagan los dichos hasta que sucede algo que nos llame la atención, por ejemplo, que un insigne autor utilice una frase de estos para intitular una de sus obras más representativas. Tal es el caso del insigne autor Lope de Vega, quien escribió El perro del hortelano.

Lope de Vega Carpio (1562-1635), originario de Madrid, España, es considerado uno de los poetas y dramaturgos más importantes del Siglo de Oro español, además es uno de los autores más prolíficos de la literatura universal. Tanto sus libros como sus dramaturgias son referentes de la gran calidad de su escritura y hasta la fecha sus libros continúan siendo leídos y sus obras llevadas a escena en todo el planeta, convirtiéndolo en uno de los autores que ha logrado trascender tiempo y espacio. Se sabe que Lope de Vega reformó el teatro, de algún modo, lo reinventó y esta fue la base de su rotundo éxito como dramaturgo.

La Compañía Nacional de Teatro, comandada por Enrique Singer, tiene entre sus propósitos para el año en curso, realizar montajes en los que se revisiten a los grandes clásicos que han marcado los orígenes teatrales. En los años subsiguientes igual tratarán de revisitar, por lo menos, algún clásico. 

El Festival Internacional de Teatro Clásico de Almagro se celebra cada año en la ciudad manchega de Almagro, en España. Este festival es considerado como un acontecimiento cultural y una plataforma para los mejores montajes de teatro clásico en todo el mundo. En su edición de 2019 el invitado de honor al Festival Internacional de Almagro es México. Entre las obras mexicanas que serán representadas está El perro del hortelano.

Lope de Vega escribió El perro del hortelano como comedia. La historia gira en torno a Diana, condesa de Belflor, una mujer que tiene absolutamente todo, orgullosa de su noble estirpe, está muy consciente de las clases sociales. Vive tranquila en su propio palacio, hasta que un día se da cuenta de que le atrae Teodoro, su Secretario. Sin embargo, ella jamás revelará esto porque él no corresponde a su clase. Con su secreto muy oculto, hace lo que puede para que Teodoro no corteje a Marcela, pues a pesar de que ella no se permite amarlo, tampoco quiere que alguien más lo ame. Como suele suceder, una mentira lleva a otra y todo se va enredando.

Angélica Rogel realizó la adaptación a partir de que considera que las obras de teatro clásico del Siglo de Oro español, de algún modo, influenciaron las películas de la llamada Época de Oro del Cine Mexicano, así que decidió enmarcar el texto de Lope de Vega al estilo de las películas de los años 50 para llevarlo a escena. Esta decisión fue acertada, en virtud de que logró hacer que el relato fuera no sólo divertido sino dinámico. Otro de sus aciertos fue utilizar música de boleros que acompañaba a aquellos filmes, a fin de proveer la ambientación del clásico.  

La labor de dirección por parte de Angélica Rogel es estupenda. Su trazo escénico es firme y definido conforme a su idea de cinta de los años 50. Respetó el poético texto de Lope de Vega al pie de la letra, pero añadió subtextos mediante acciones alternas, tanto en expresiones como en corporalidad. Incorpora al músico en determinadas escenas, donde interactúa con los integrantes del elenco. Los desplazamientos están bien diseñados y son variados. Aprovecha a fondo el espacio y construye ambientes distintos. El ritmo es preciso. 

Como de costumbre, los integrantes del elenco estable de la Compañía Nacional de Teatro ofrecen un excelente desempeño en histrionismo, corporalidad y en lo vocal. Participan en El perro del hortelano: Rodrigo Alonso (Teodoro), Victoria Benet (Dorotea/Celia), Fernando Bueno (Tristán), Karla Camarillo (Marcela), Diana Fidelia (Anarda/Leónido/Furio), Jorge León (Fabio/Federico/Carrillo), Astrid Romo (Diana) y Andrés Weiss (Ricardo/Octavio/Ludovico). Interactúa en algunas escenas el músico Carlos Matus. Los actores y actrices, así como el músico mencionados son beneficiarios del Programa Compañía Nacional de Teatro del Fondo Nacional para la Cultura y las Artes (FONCA).

El músico que ejecuta el piano es Carlos Matus, quien también es el responsable de la música original y los arreglos musicales. Las melodías que se escuchan son: Palabras calladas de Juan Bruno Tarraza,  Señora tentación de Agustín Lara, ¡Oh! Quién pudiera de Carlos Matus; Quizás, quizás, quizás de Osvaldo Farrés; Te odio y te quiero de Reinaldo Yiso, música de Enrique Alessio, Amor y odio de Felipe Valdés Leal y Tuya más que tuya de Bienvenido Fabián.

Los diseños de escenografía e iluminación son de Patricia Gutiérrez, quien creó un entorno majestuoso a dos niveles con mobiliario elegante y unos biombos multifuncionales y prácticos, adorna con letreros luminosos que dicen «Belflor», ideales para añadir un toque festivo.

El diseño de vestuario es de Estela Fagoaga, quien sigue la línea de lo que se usaba en los años 50 y crea vestimentas de fina confección, de variados estilos y colores, con telas de buena caída. En particular, se luce con el atuendo de la protagonista, ya que tiene como base una falda blanca muy elegante, a la que mediante accesorios, aditamentos y apliques dota de una versatilidad impresionante.

Complementan el equipo creativo de El perro del hortelano: Maricela Estrada en maquillaje y peluquería, Jorge León en movimiento escénico de la escena final, Fernando Santiago Santiago es el productor residente, Trama & Drama Vestuario y Producción, S.A. de C.V., Estela Fagoaga en producción ejecutiva, Daniel Sosa es asistente de dirección, Miriam Quijano para Trama & Danza Vestuario y Producción, S.A. de C.V. en asistente de vestuario, Taller de Escenografía y Tramoya de la CNT en realización de escenografía, Antonio Pérez en mecanismos escenográficos, Elba Camacho en fundas escenográficas, Taller de utilería, pintura y atrezzo, y Taller de iluminación en letreros luminosos,  RafaeEr para T&D; Israel Ayala, Enrique Jiménez y Martha Calderón en realización de vestuario y Francisco Piña en realización de zapatería.

El perro del hortelano es presentada por la Secretaría de Cultura, el Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura y el Centro Nacional de las Artes.

Un clásico del Siglo de Oro español visto desde una mirada jovial y presentado al público al estilo de películas mexicanas que gustaron tanto al público que aún en nuestros días se siguen transmitiendo en televisión. Acude a ver El perro del hortelano, te aseguro que lo disfrutarás, por ser un montaje dinámico, con dirección precisa y buenas actuaciones. Sin lugar a dudas México estará muy bien representado en el Festival Internacional de Teatro Clásico de Almagro, en España.

El perro del hortelano se presenta jueves y viernes a las 20:00 horas, sábado a las 19:00 horas y domingo a las 18:00 horas en el Teatro de las Artes, dentro del Centro Nacional de las Artes (CENART), avenida Río Churubusco -esquina con Calzada de Tlalpan-, colonia Country Club, Churubusco, Ciudad de México. Duración aproximada: 110 minutos. El costo de la localidad es de $100.00 pesos. Descuentos acostumbrados a estudiantes, maestros e INAPAM para personas con credencial vigente. Los jueves el costo es de $30.00 pesos. La temporada concluye el domingo 9 de junio de 2019.

Visitado 12 veces, 1 hoy.

También te podría gustar...