FUIMOS HÉROES

Por Eugenia Galeano Inclán

Foto(1)

Según un dicho popular, el hombre debe ser “feo, fuerte y formal“. En primer lugar, no todos son feos, los hay guapísimos y más ahora que acuden al gimnasio y ya no es mal visto que cuiden su físico con productos antes reservados para mujeres; en cuanto a fuertes, eso proviene de que se divide a los dos sexos en fuerte y débil, y por lo que respecta a formales, es la referencia a que antiguamente se suponía que eran la parte responsable del hogar, a quienes les tocaba toda la carga económica en aquellos tiempos en que la mujer sólo se dedicaba al hogar. Con el tiempo, ciertos paradigmas han ido quedando obsoletos. En la realidad, los hombres, más que fuertes y formales, se sienten héroes, lo son cuando logran un objetivo, cuando conquistan a una bella mujer, cuando meten un gol, cuando el equipo de su preferencia gana un partido.

A pesar de que continúan vigentes algunos arquetipos de discriminación hacia la mujer, hay un día en que ella se convierte en la reina absoluta: el día de su boda. La novia es la estrella de la fiesta. Además de todos los arreglos pertinentes al evento, como la lista de invitados, dónde se llevará a cabo, qué alimentos, bocadillos y bebidas se servirán, los arreglos florales, la música, etcétera, la novia tiene que elegir el vestido, decidir el peinado, maquillaje, accesorios, someterse a tratamientos de belleza, ya que sabe que todas las miradas se centrarán en ella y, por supuesto, quiere mostrar la mejor versión de sí misma en esa fecha tan importante.

Hasta ahora, dado que la novia se llevaba todos los comentarios, no nos habíamos detenido a pensar qué siente el novio en el día de la boda. El actor, escritor y director Alfonso Cárcamo utiliza su dramaturgia para revelar a través de Fuimos héroes el sentir íntimo del novio a pocas horas de la boda, junto con todas sus incertidumbres y temores.

Alfonso Cárcamo es egresado de la carrera de actuación del Centro Universitario de Teatro de la UNAM. Varias de sus obras han sido presentadas en importantes festivales tanto en México como en el extranjero. También tiene una amplia trayectoria desarrollando series para diversas cadenas de televisión.

Foto(2)

En la sinopsis de Fuimos héroes, se lee: “Faltan cuatro horas para que Emilio se case, pero no está seguro de querer hacerlo. Pedro y Vicente, sus mejores amigos y quienes creen que Emilio es el hombre más hombre del mundo, hacen lo que pueden para convencerlo. Juntos revisan su historia de amistad, desnudan las razones que tuvieron en aquellos momentos en que tomaron la decisión más importante de su vida. Entonces descubren que ya no está en sus manos elegir. Que ellas, todas las mujeres, aprovechando que los hombres se durmieron en sus laureles, dominan el mundo y poco o nada queda de aquellos héroes inconmovibles que hicieron la historia”.

El texto escrito por Alfonso Cárcamo es de buena estructura y capta el interés de principio a fin. Delinea con precisión la forma de ser de sus tres protagonistas, diferentes entre sí, pero como han sido amigos por muchos años, se conocen a fondo, se quieren y se comprenden. Comparten la pasión por el fútbol. No siempre están de acuerdo y en ocasiones casi se van a los golpes por defender sus ideas, pero se detienen ante la amistad que los une. Para la narrativa utiliza lenguaje propio de los hombres, con algunas palabras altisonantes, lo que hace que el público sienta que está presenciando escenas de la vida real. Entre los temas que se abordan están amor, atracción, fidelidad, matrimonio, paternidad, logros, frustraciones, temores, compromiso, hijos, etcétera.

La acción comienza cuando Emilio se está vistiendo para su boda, tiene dificultades en hacer el lazo de su corbata, pero lo más preocupante es que no está tan seguro del paso que va a dar. Pareciera que está por arrepentirse. Pedro y Vicente tratan de convencerlo de no dejar plantada a Patricia, aun cuando saben que Emilio siempre ha proclamado que sería un eterno soltero. Pedro alude a la felicidad que ha alcanzado con Inés, su esposa, mientras Emilio recuerda momentos vividos con Susana, una mujer que siempre le ha atraído. En tanto que Vicente dice que al menos él no tendrá esas confusiones, dado que es homosexual y sus historias de amor son diferentes.

La labor de dirección por parte de Antonio Castro es impecable y hace gala de su amplia experiencia al crear un trazo escénico de precisión. Saca a flote lo mejor de la calidad histriónica de su extraordinario elenco. Balancea pausas y acción. Aprovecha a fondo el espacio. El ritmo es acertado.

La labor histriónica, corporal, vocal y expresiva de los tres protagonistas es estupenda. Ellos son Leonardo Ortizgris (Emilio),  Tizoc Arroyo (Vicente)  y  Mauricio Isaac (Pedro).

Ingrid SAC es la encargada del diseño de escenografía, iluminación y vestuario. Realiza un trabajo formidable en sus tres rubros. El dispositivo escénico creado por Ingrid SAC no sólo es bello, lucidor y práctico sino tan funcional que son los protagonistas quienes producen los cambios, mismos que son diversos, con lo cual también queda evidenciada la versatilidad escenográfica. La iluminación está perfectamente administrada,  y  el vestuario es idóneo, hace que los personajes se vean muy elegantes en sus atuendos de boda y, en contraste, que luzcan casuales en ropa informal, sin olvidar los logos de sus equipos favoritos.

Foto(3)

Miguel Hernández coadyuva con su diseño sonoro a marcar las transiciones de tiempo que hay en el relato. El resto del equipo creativo está conformado por Sheila Flores en diseño de producción y producción ejecutiva; Miguel Alejandro León es asistente de dirección; Lauro Longoria es asistente de producción ejecutiva; Mirna Peña en diseño de imagen; Corina Rojas-Pop Comunicación en difusión y promoción; iQ Acosta & Co. en relaciones públicas; Isa Ramos-Strave Digital Marketing en redes sociales; David Flores Rubio en fotografía; Juan Carlos contreras-Aicon Media en videoproyecciones; Carlos Dávila es asesor financiero; Cacumen Teatro en producción general; Pierre Tatarka en realización y dirección de video promocional; SERO Construcciones en realización de escenografía y Pedro Martínez García en realización de vestuario.

Fuimos héroes es presentada por la Secretaría de Cultura mediante el Centro Cultural Helénico y por Cacumen Teatro, productora que fue fundada y es dirigida por Tizoc Arroyo.

Esta es una gran oportunidad para presenciar una plática entre amigos y conocer los pensamientos más íntimos de los hombres, todo aquello que les preocupa, lo difícil que es llevar a cuestas los estereotipos de masculinidad y sus temores a dar el paso definitivo al compromiso. Te divertirás y comprenderás mejor el punto de vista masculino. Seas hombre o mujer, pasarás un rato muy entretenido con una historia interesante, un fabuloso montaje y actuaciones plenas de veracidad. ¡No te la pierdas!

Fuimos héroes se presenta viernes a las 20:30 horas, sábados a las 18:00 y 20:00 horas y domingos a las 17:00 y 19:00 horas en el Foro La Gruta del Centro Cultural Helénico, ubicado en avenida Revolución número 1500 -cerca de la Estación Barranca del Muerto del Metro-, colonia Guadalupe Inn, Ciudad de México. Duración aproximada: 75 minutos. Costo de la localidad: $300.00 pesos. La temporada concluye el domingo 24 de marzo de 2019.